redes sociales

En 2020 las redes sociales dejaron de ser lo que eran. Si bien ya se utilizaban para vender y ofrecer productos y servicios, con la aparición del coronavirus el mundo entero comenzó a mirarlas con otros ojos: un canal que debía generar ventas.

Y, si bien las redes sociales utilizadas de manera profesional pueden traer clientes y compradores, tienen funciones específicas dentro de la estrategia de comunicación de tu negocio.

En este artículo te cuento qué, por qué y cómo escribir en las redes sociales de tu negocio para tener éxito, conectar con tu audiencia y vender más.

¿Qué función tienen las redes sociales en un negocio digital?

Las redes sociales deberían tener, dentro de la estrategia de comunicación de tu negocio, las funciones de:

·Atraer personas nuevas, ya sea a través de aumentar tu visibilidad por medio de contenido orgánico o publicidad paga.

·Ser un canal de comunicación con tu comunidad y con tus clientes, para vincularte con ellos de una manera más humana.

·Llevar tráfico a tu tienda online o a tu sitio web.

De esta manera, las redes sociales son solo un eslabón de toda la estrategia.

Dejame decirte que si solo tenés un Instagram, no tenés un negocio en Internet (mucho menos una estrategia de comunicación).

Para llevar las redes sociales de tu negocio de manera profesional tenés que saber:

·Cuál es tu estrategia de comunicación.

·Qué comunicar para atraer a tu público objetivo.

·Cómo comunicar eso que querés.

·Crear ideas de contenido acorde a tu audiencia.

Ahora bien, detengámonos en el punto 1: ¿para qué sirve tener una estrategia de comunicación?

·Ahorrarás tiempo en consultas y dejarás de perder ventas, ya que tus potenciales clientes entenderán rápidamente qué solución podés ofrecerles con tan solo leer la biografía de tu red social y mirar algunos posteos.

·Ganarás claridad y foco a la hora de escribir para tu negocio, porque sabrás qué estás publicando y por qué. Como ya habrás pensado la estrategia en base a los objetivos que querés lograr, tan solo tendrías que seguir el paso a paso.

·Sentirás seguridad al responder comentarios, e-mails y mensajes, porque cada texto estará alineado al estilo de comunicación de tu negocio y sabrás qué y cómo contestar acorde a tus principales objetivos.

·Harás crecer tu negocio, porque la comunicación que se realiza de manera estratégica y organizada impulsa tus metas comerciales.

Para empezar…

¿Cómo elegir la mejor red social para mi negocio?

A la hora de crear tu estrategia de comunicación, es importante pensar cuáles son las redes que más se adecúan a tus objetivos. Esto es así: no todas las personas están en todas las plataformas, y por eso es fundamental que tengas definido a tu cliente ideal, de manera que sepas en qué red social encontrarlo.

Si todavía no definiste tu público objetivo, este artículo te puede ayudar.

Hoy en día, hay muchos canales a través de los cuales podés aportar valor: YouTube, Spotify, blog, e-mail, Instagram

Estar en todos no significa aumentar tus ventas; por el contrario, implicará un desgaste de tu tiempo y energía en vano, porque tal vez publicás en lugares donde tu público no está y no enfocás tus acciones de una manera estratégica.

Una vez que decidas dónde es conveniente poner tu energía, leé, informate acerca de las mejores prácticas en la plataforma elegida y fijate qué de todo lo que se recomienda podés implementar. Sé honesto con vos y analizá objetivamente que podés hacer de manera sostenida en el tiempo. Recordá que una de las claves del éxito en las redes sociales, además de la estrategia, es la constancia.
¿Ya decidiste la red social adecuada para tu negocio? ¿Ya tenés definido tu público objetivo?

Bien, ¿y qué vas a publicar?

A menudo escucho que el GRAN problema de la comunicación de negocios en Internet es el “no saber qué publicar”.

Para saber qué publicar, te invito a pensar cómo utilizás vos las redes sociales. ¿Comprás cosas o las usás para conocer marcas nuevas? ¿Leés contenido que te aporte valor o que te haga reír?

Lo más probable es que, más allá de los intereses generales, tu potencial cliente y vos coincidan en una cosa: no abren Instagram para hacer la compra del mes.

Quiero decir que muy poca gente utiliza las redes exclusivamente para comprar productos o servicios. En cambio, en este lugar la compra (o venta para vos) se produce como una consecuencia de lo que brindaste (y el potencial cliente consumió) durante un periodo de tiempo.

Dicho esto, el primer consejo que te doy es: no vendas todo el tiempo. Se aconseja que un 80% de tus posteos y contenidos sean para aportar valor o entretener, y que solo un 20% conduzcan a una venta directa.

A través del contenido de valor vas a lograr que tu audiencia quiera seguir tu usuario en la red social, algo que es fundamental para que, cuando ellos decidan que quieren comprar un producto o servicio que vos vendés, se acuerden de tu negocio o lo vean en la red social y decidan concretar esa compra con tu negocio.

Para pensar el contenido, primero tenés que conocer a tu audiencia:

¿Qué contenido le interesa en relación a eso que vendés?

¿Qué buscarían antes de comprar tu producto o servicio?

¿Les gusta estar al día con las noticias?

¿Qué información es la que más se comparte de lo que subís?

Te dejo, por último, algunas ideas para que empieces a crear contenido para tu negocio:

·Herramientas, tips, y consejos en relación a eso que vendés: cómo se usa, para qué, en qué casos conviene usarlo y en cuáles no; qué hacer en caso de que pase algo, etc.

·Testimonios, experiencias de personas que ya confiaron en tu negocio. Eso le dará confianza a la persona que te lea.
·Caso de éxito de algún cliente para que la historia conecte con tu audiencia, es una buena manera de mostrar qué solución aporta tu producto o servicio.
·Inspiración con frases que conecten con tu público, por ejemplo, con escritores o actores que les gusten y consuman regularmente.
·Contá tu historia, si creés que es relevante para tu audiencia o tiene una conexión directa con tu producto o servicio.
·Hablá de estadísticas, tendencias, eso muestra razones externas que avalan tu producto o servicio.

Y por último, cada tanto… vendé.

Vas a ver que así venderás más que pidiendo todo el tiempo que te compren.

En conclusión

Puede que las redes sociales te parezcan algo muy difícil de llevar a cabo de manera profesional, pero te aseguro que si te hacés del conocimiento y los recursos adecuados, los beneficios que te traerán habrán hecho que el trabajo y el tiempo puesto en ellas valga la pena.

Si querés aprender más sobre cómo crear contenido para las redes sociales de tu negocio para vender más y crear una comunidad, este curso te interesa.

Contame ¿cómo manejás las redes sociales de tu negocio? te leo

Comparti este posteo

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tarifario copywriting

Copyright © 2020 ~ Luciana Chippano.
Política de privacidad y Política de cookies.